El delantero de 29 años habló sobre sus ganas de volver al país y sobre la casi nula posibilidad de que arribe a Boca.

Pablo Mouche, quien el pasado semestre disputó 14 partidos en el Estrella Roja de Belgrado, tiene ganas de volver al fútbol argentino luego de esa experiencia en Serbia. Si bien fue ligado en las últimas horas a una posible vuelta al club Xeneize, y el mismo jugador se encargó de hablar sobre este tema en una entrevista con Gol de Vestuario. Mirá:

Claro y sin rodeos, hoy en día Mouche no cree que se dé su vuelta a Boca:

“Es casi imposible que vuelva Boca. Nunca se contactaron conmigo ni mostraron interés“.

El poco de interés de Boca es el principal factor negativo:

“Cuando volví de la lesión, Lanús me vino a buscar y se mostró interesado. Boca no lo hizo”.

“Me gusta ir donde me quieran”.

Desligado con Boca, buscará un club donde soliciten sus servicios como futbolista:

“Yo no me siento atado a Boca, yo soy feliz jugando al fútbol en donde me quieren. Yo vivo de esto”.

Tal vez amerita preguntarse si realmente vale la pena traer a Mouche, ya sea a préstamo o comprándolo, aunque sea para tapar un poco el hueco que deja la salida de Tevez; o si será mejor comprar un delantero de mayor jerarquía, apostar por los que ya están en el plantel y, por qué no, en algún delantero de las inferiores.