Sanciones, arrepentimientos, opiniones de ex futbolistas y posibles alejamientos. Enterate todo lo que tenés que saber de lo que dejó la semana más escandalosa en el Mundo Boca.

Los escándalos que envuelven a Boca Juniors siguen dando que hablar. La Comisión Directiva ya bajó la línea en cuanto a sanciones, pero las novelas de Insaurralde, Silva y Centurión continúan sumando capítulos. Mirá.

Silva e Insaurralde, capítulo III

El martes pasado, Juan Manuel Insaurralde y Jonathan Silva se agarraron a piñas en pleno entrenamiento y fueron sancionados por la CD: durante los próximos quince días, ninguno de los dos cobrará el sueldo, ni tampoco participarán de los amistosos que dispute el equipo en ese lapso de tiempo.

Sin embargo, un día más tarde, el Chaco asumió toda la culpa de lo acontecido y le pidió a la dirigencia que no le descontara el dinero al lateral izquierdo.

Para entrar más en detalle, Carlos Auzqui, flamante refuerzo de River Plate y amigo de Silva, contó cómo se desató la pelea, luego de un encuentro que mantuvo con su ex compañero: “Jony la pasó mal, está muy arrepentido, pero después de cuatro manotazos, te tenés que defender“.

Por su parte, Martín Palermo, uno de los máximos ídolos de Boca, también se sumó a la polémica y trató de bajarle los decibeles a la situación. “No hay que hacer de esto un problema. Es algo que le pasa a cualquier grupo humano. Que quede ahí, porque después se van a necesitar en la cancha“, deslizó el Titán.

¿Punto y aparte para el conflicto entre Silva e Insaurralde? No, aún se esperan más consecuencias: debido a este problema, Silva no renovaría su préstamo con Boca Juniors y volvería a Sporting Lisboa a partir de junio.

Centurión, al psicólogo

Un día después de la pelea entre Silva e Insaurralde, se viralizó un video en el que se lo ve a Ricardo Centurión descontrolado, queriéndole pegar a un compañero en uno de los pasillos del Hotel Costa Galana de Mar del Plata.

Ante esta situación, la CD decidió no aplicarle sanciones al ex Sao Paulo, pero sí determinó que, una vez por semana, el futbolista tendrá que visitar al psicólogo del club.

Quien no tuvo piedad y criticó fuertemente al extremo fue José ‘Pepe’ Basualdo. “Cada tanto hablo con gente de Racing y me decían ‘menos mal que vendimos a Centurión’. Boca se compró una bomba de tiempo con este muchacho”, comenzó el ex futbolista.

A Centurión no lo trajo Guillermo, lo trajo la Comisión. Nivel mental no tiene para saber dónde está. Hay que ubicarlo y, si no le gusta, el club tendrá que buscar otro jugador de características parecidas, porque Boca no te perdona“, concluyó Basualdo.

¿Puede ser que Centurión siga el mismo camino que Silva? Sí. Rogerio Ceni, entrenador de Sao Paulo, desea contar con los servicios del delantero a partir de mitad de año. Entonces, si Boca quiere retener al ex Racing, tendrá que hacer uso de la opción de compra, por unos 6 millones de dólares.

Ahora bien, la dirigencia y el cuerpo técnico de Boca deberán tomar una decisión. ¿Ante esta reiteración de situaciones escandalosas, comprarán a Centurión o lo dejarán volver a Sao Paulo?